Actualidad, Nutrición

Cuando las etiquetas no dicen TODA la verdad

¿Cuántas veces hemos  elegido alimentos de una góndola de supermercado  guiándonos por lo que las etiquetas prometen?  Seguro que muchas. Hay que tomar algunas precauciones al respecto ya que el etiquetado nutricional puede generar malinterpretaciones dando lugar así al consumo  de alimentos más calóricos de lo que pensábamos. 

Imagen vía: Oooche 813

Imagen vía: Oooche 813

Según un estudio realizado por los Investigadores de Irlanda, en colaboración con la Universidad inglesa de Hertfordshire  y la Universidad canadiense de Alberta, la información nutricional que indica bajos niveles de grasa y energía puede aumentar la ingesta de alimentos en 28 grs. y el consumo de energía en unas 39 cals.  Además, el hecho de  etiquetar los productos como “bajos en grasa ” o “light” puede llevar a los consumidores a ingerir una mayor cantidad de alimentos ya que creen que no los saciará lo suficiente o que el hecho de ser bajo en calorías es una buena licencia para comer de más.

La Dra Sandra List, directora de nuestro Centro,  confirma estos resultados. Muchas personas consumen a diario alimentos “LIGHT” que en realidad sólo tienen modificaciones parciales en el tenor graso, en la carga de glúcidos o en el contenido de fibras. Este hecho no ayuda a perder peso, sino que, muy por el contrario, otorga licencias para sobrealimentarse y “engordar dietéticamente”. En conclusión, la Dra. List, recomienda que a la hora de darse un gusto es mejor tomar un buen helado o comer el plato favorito de cada uno y luego retornar a la dieta saludable sin culpa.

Si querés conocer más sobre nutrición, no dejes de visitar nuestra página web.

Fuente: EUFIC

Acerca de Centro List

List es un Centro formado por un equipo profesional de excelencia especializado en Medicina Interna, Nutrición, Dermatología, Medicina Estética, Medicina Biológica, Endocrinología y Psicología.

Comentarios Cerrados

Los comentarios están cerrados. No podrás dejar un comentario en esta entrada.